• Sociedad

Defensoría apoya conservación de lenguas originarias

Con presentación de libro en lengua ayuuk.

Oaxaca, Oax.- La Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca presentó el libro bilingüe “Voces del Zempoaltépetl”, del autor ayuuk (mixe) Federico Villanueva, a fin de promover el ejercicio de los derechos lingüísticos y celebrar el Día Internacional de las Lenguas Maternas.

El Coordinador General de Fortalecimiento a la Cultura de los Derechos Humanos, Mario Hernández Martínez, al participar en la presentación, explicó que la Defensoría realiza este tipo de actividades como una forma de promover los derechos humanos de los pueblos originarios.

En la presentación realizada en el Centro Integral para la Prevención, Protección y Promoción de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca el martes 19 de febrero último, a las 18:00 horas, Hernández Martínez resaltó que las lenguas originarias son fundamentales para la conservación de las culturas de los pueblos originarios, y por ello, la Defensoría apoya actividades que favorezcan esa preservación.

Durante la presentación, la investigadora Yásnaya Elena Aguilar Gil expuso que la presentación del libro es las instalaciones de la Defensoría de los Derechos Humanos “es un acto simbólico, porque de alguna manera representa la resistencia y defensa que los pueblos originarios han estado ejerciendo para poder conservar sus lenguas maternas”.

La investigadora Aguilar Gil señaló que las comunidades indígenas han sido víctimas de violaciones sistemáticas a sus derechos lingüísticos: “la principal causa es el racismo, pues en la sociedad mexicana hay un marcado desprecio por todo aquello que representan los pueblos originarios”.

Destacó Aguilar Gil que el libro es una oportunidad para reflexionar sobre cómo proteger y fortalecer a las lenguas indígenas en Oaxaca, “las cuales están en grave riesgo. Además, nos abre una ventana a un mundo nuevo, el mundo del pueblo ayuuk, ya que el libro muestra especialmente la relación de la lengua con la vida comunitaria y con sus ritos”.

La también escritora en lengua ayuuk puntualizó que algunos autores en lenguas indígenas, cuando hacen libros, copian formas y estilos occidentales, pero Federico Villanueva no. “Al contrario, muestra cómo desdobla el lenguaje cotidiano y lo abre para que por medio de las practicas poéticas de la comunidad ayuuk pueda verse su forma de entender y relacionarse con el mundo”, puntualizó.

Al realizar la presentación de su libro, el autor Federico Villanueva explico que éste fue pensado en ayuuk y busco hacer una traducción lo más cercana posible al español, para poder mostrar al mundo la cultura de los ayuuk. Añadió que este libro representa su contribución para conservar su cultura, pero sobre todo es una forma de sembrar su lengua y cultura para las futuras generaciones.

El escritor indicó que el libro se centra en la comunidad de Ayutla, para mostrar la vida cotidiana y, por medio de ella, la cultura mixe. Agregó que trata temas como la religiosidad, especialmente sus ritos y relación con las deidades que representan a la naturaleza, el agua, y la tierra, las cuales marcan su forma de vida, pero especialmente muestra la forma en la que su lengua trasmite su cosmovisión del mundo.

El autor de “Voces del Zempoaltépetl” reconoció que para ellos la preservación de la lengua ayuuk ha sido un camino de resistencia continua, pero afirmó que está seguro de que esta cultura se preserva por el esfuerzo de quienes están en la región y de quienes le acompañan, porque hay personas que aman la cultura mixe.

Por su parte, el doctor en historia Salvador Sigüenza Orozco explicó que los hablantes de las lenguas originarias en México han sido obligados a mantener su lengua marginada, sobre todo cuando el gobierno federal decidió imponer una historia y un nacionalismo homogeneizador. “Este fue un tiempo difícil para quienes hablaban las lenguas indígenas, porque eran excluidos y discriminados; incluso se puede afirmar que eran vistos como ‘el enemigo’ en este proceso de crear una cultura hegemónica nacional”, señaló.

Sigüenza Orozco puntualizó que las prácticas comunitarias tan vinculadas a la lengua fueron un marco de conservación, pues existían y existen todavía modelos locales de organización que han permitido a las poblaciones sobrevivir y conservar su cultura.

El investigador del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social destacó que la lengua ha sido fundamental para la conservación y transmisión de las culturas originarias, y ha enriquecido a nuestra sociedad, pues las personas que hablan una lengua indígena además del idioma español, conocen dos mundos y ayudan a conservarlos.

Versión para impresión

Encuesta

¿Cómo calificarías el primer periodo del primer año de ejercicio legal de la 64 Legislatura de Oaxaca?